4/2/09

El origen del mundo (Anish Kapoor)

xxxxxxxx
El origen del mundo, Anish Kapoor, 2004. Instalación permanente, 21st Century Museum of Modern Art, Kanazawa, Japón.

boquiabierta
oblonga
los muros laterales desocultan
la ofrenda:
oquedad

bóveda
oscura, como un cosmos
la O primigenia
la puerta indescifrable:
otro lado

6 comentarios:

  1. Bello! Que "compleja sencillez!" Muy oriental, desde luego.
    un abrazo,

    G

    ResponderEliminar
  2. Me gusta, esta belleza poética que suena a las puertas.
    ¡Y qué enso)rdecedor todo a la vez!
    Saludos,
    Verónica

    ResponderEliminar
  3. Querida Veronica:
    Creo entender lo que quieres decir con la palabra ensordecedor, que suena un tanto enigmatica a primera vista. Tal vez tu, tan familiarizada con la labor psicoanalitica, puedas saber mejor que nadie la euforia que produce dar con un sentido oculto. Y, aunque sea solo un punto de partida, este siempre es, me parece,un secreto que resuena como una victoria. Saludos y muchas gracias por tu breve nota.

    Gracias a ti tambien, amigo Gerardo, por este y los frecuentes comentarios que dejas por aca. Saludos. Muy agradecido.

    ResponderEliminar
  4. Efectivamente es bella, sugestiva; es cuando el arte expresa toda la belleza de la creacion y la ciencia. Porque tambien hay ciencia que interpreta esa creacion.

    ResponderEliminar
  5. Maravilloso, Ernesto... Me encantó la descripción de Gerardo "compleja sencillez".
    ¿Por qué me dijiste que soy una incorregible? Por cierto, corregí el microcuento...
    Muchos besos

    ResponderEliminar
  6. Muy de acuerdo contigo, Lazaro, sobre la ciencia de la interpretacion. Pero me gustaria annadir que la interpretacion es tambien un arte, que incluye demasiadas circunstancias fortuitas: la formacion cultural del interprete, sus gustos personales, su predisposicion, su estado de animo y hasta su capacidad para concentrarse en un determinado momento o asociar la obra a un incidente cualquiera de su vida afectiva. Entonces la ciencia de interpretar, si bien consigue establecer algunos puntos que pueden siempre servir como referentes, se enriquece con el arte, muy individual, muy personalizado, de interpretar.
    Un abrazo,
    Ernesto.
    Incorregible Jessi, muchas gracias por pasar por aca. Muchas gracias por el elogio. Eso de la compleja sencillez, que menciono Gerardo, es uno de mis propositos cuando trato de hacer algo. Me complace que pueda apreciarse, al menos ocasionalmente.
    besos,
    Ernesto.

    ResponderEliminar