6/9/08

La esfera de Piero Manzoni


No se si se ha observado el hecho, por lo demás muy obvio, de que a pesar de las inmensas transformaciones que ha experimentado el arte a lo largo de las últimas tres centurias, hay algo que, al menos desde el siglo XV, ha permanecido con una continuidad perturbadora: la firma del artista. Difícil imaginar que el arte contemporáneo llegue a ensayar una radical rebeldía contra la firma del autor. La firma es uno de los rasgos más palpables de la sacralización del arte. Mediante la firma, el artista contrarresta esa escéptica queja del espectador profano que espeta un “eso lo hace cualquiera”. Gracias a la firma, el creador contemporáneo parece replicar: “no, eso no lo hace cualquiera. ¿Por qué no lo hizo usted mismo? Lea mi firma, escrita en una esquina y que consigna que se me ocurrió a mi antes que a los demás”. ¿No es acaso la firma, entre otras cosas, un acto de apropiación? Si firmo algo, entonces es mío, es mi propia creación. La rúbrica es una de las maneras en las que el artista reclama un espacio individualizado frente a la cosificación creciente de un mundo inundado por objetos industriales.

Piero Manzoni encontró divertidas maneras de adueñarse de la realidad y devolverla, mediante su firma, como obra de arte. El artista italiano llevó este sentido de autoría hasta extremos inverosímiles y al mismo tiempo ingeniosos e inobjetables.

Entre sus bromas se encontraba el acto de poner su firma sobre algunas personas -Umberto Eco entre ellas- y de este modo darles el carácter de “esculturas vivientes". Un gesto muy simple le permitió transformar el globo terráqueo en una creación artística. Socle du Monde, un pedestal de una escultura conmemorativa invertido, convertía al planeta entero en una obra de arte. Por supuesto que se trataba de un chiste a todas luces extravagante, que posiblemente ridiculizara ante todo –y de manera premonitoria, si se piensa en los excesos en los que más tarde incurrirían muchos conceptualistas- a la figura del propio artista contemporáneo. Una broma, que a mi juicio, perdió parte de su gracia cuando Manzoni realizó varias versiones de la misma pieza. Pero dentro de su lógica (dentro de su absurdo) me divierte pensar que cada uno de mis actos han sido, desde mi propio nacimiento, sólo una minúscula parte de una escultura de Piero Manzoni. Más aún me divierte pensar que el pedestal invertido apuntaría al hecho de que el mundo entero está al revés.

9 comentarios:

  1. ¡¡¡Qué genio!!! Muy divertido el pedestal invertido y sus interpretaciones, muy bueno el análisis de la rúbrica. Tienes toda la razón, Ernesto. Sin embargo, yo tengo una amiga (que es una genia y una excelente persona) llamada Maite que es poeta y pintora y firma sus cuadros en la parte de atrás, argumentando que el cuadro no está terminado hasta que otro lo intervenga.
    Salu2!!
    je

    ResponderEliminar
  2. Siempre es divertido pensarse a si mismo como parte de una obra de arte!
    Es muy interesante lo que escribes, a mi lo de la firma del artista me despierta nuevas dudas: ¿sera siempre provechoso firmar, asumir toda la responsabilidad de lo hecho, pasar asi a la posteridad? para el artista quizas vaya mas de suyo, para el resto, las cosas se complican un poco mas, ¿no crees?
    Saludos,
    Verónica

    ResponderEliminar
  3. Este post, por ejemplo..Firmado, o mejor dicho: ” Publicado por Ernesto Menéndez-Conde”.. Jejeje…
    Gracias por dejar algo interesante pa’ que los noctámbulos nos recreemos un poco excelentísimo amigo!!
    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. http://laprimerapalabraque.blogspot.com/2008/09/declaracion-de-consenso-cubano-ante-la.html

    ResponderEliminar
  5. Muchas gracias, Jessi, por los comentarios. Muy original la idea de tu amiga de firmar los cuadros por atras, en espera de que alguien los continue. Los concluya? Posiblemente no, porque a su vez necesitaria la intervencion de otra persona y de ahi al infinito. Esta cualidad de participar en la obra de arte, de "cerrarla" con la intervencion del espectador, ha sido muy recurrente en las tendencias artisticas de las ultimas cinco decadas. Pero no es muy usual encontrarlas en la pintura, donde, por lo general, los autores tienden a ser mas estrictos con la unidad formal de la pieza. No conozco a ningun pintor que encuentre satisfaccion en dejar que otra persona meta la mano en sus lienzos.
    Muy creativa tambien tu firma de Je.
    Y tambien tus
    Salu2,
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  6. Querida Veronica:
    Muchas gracias por tu comentario. Creo que tienes razon con lo que me preguntas sobre las firmas. Siempre hay responsabilides a contraer que pueden volver muy complicada esa cuestion de las firmas. Pero a veces hay otras firmas que se estampan con muchisimo deleite, no es cierto?
    No estoy muy seguro de que esta sea la mejor respuesta. En todo caso, disculpe, en esencia, este comentario tan apresurado. Mas tarde, con un poco mas de calma, tratare de incluir otro fragmento.
    Mis saludos y gracias otra vez por participar en el blog,
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  7. Don Bauta:
    Como es usual, me haces reir. Gracias por los elogios. Siempre he creido que los noctambulos deben tomar mucha cerveza. Caere por alla en estos dias.
    Enviale mis saludos a la madrina de los cuentos,
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  8. Gracias Heriberto,
    Pasare por tu blog y leere esta nueva declaracion.
    Saludos y, de nuevo, me alegra haber puesto mi firma en tu anterior iniciativa.
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  9. NOTA TEMPORAL

    Estimados amigos:
    Hace unos días me dirigí a varias personas pidiéndole que apoyaran la iniciativa de una moratoria, que hemos estado promocionando en este blog, con la ayuda invaluable de todos ustedes. Con el ánimo de lograr una convocatoria mayor, prometí que, si alguien podía hacerlo de una manera más efectiva, yo borraría de mi blog personal toda referencia al tema, para dar fe de que no me animaban intereses subalternos. Esto ha sucedido, por suerte, por lo que le agradezco su apoyo y les pido que se unan a esta propuesta con la misma pasión y solidaridad que mostraron acá. Esta nota permanecerá en este blog solamente durante 24 horas por el respeto que les debo a los firmantes. Gracias.
    Heriberto Hernández.
    http://laprimerapalabraque.blogspot.com/2008/09/nota-temporal.html

    ResponderEliminar